CREER PARA VER. PARTE 2

Creer para ver.

Generalmente se asocia la espiritualidad con el pensamiento, de ahí que sea común relacionar la fe con las creencias religiosas o con la religión específicamente. 
Si investigamos con algún grado de detalle algunas de estas palabras con la que asociamos nuestro mundo etérico o espiritual, por ejemplo la palabra <religión> ;podemos descubrir que entre muchas y controversiales acepciones aparece como acertada; que su etimología proviene del latín religio y esta de re-ligare, siendo el significado del prefijo <re> volver a unirse, religarse o reunirse. Reunirse alrededor de una idea, re-ligarse o volverse a unir con la idea que se tenga de Dios como divinidad.
Visto esto así, ¿Será oportuno concluir que la esencia del espíritu esta sujeto a lo que "pensamos"que existe?¿Se asocia la "Verdad"con las creencias que se tengan o no, de un hecho? ¿Lo que nombramos como Dios; existe si lo creo y si no lo creo; no existe?

Parece un tanto inocente y cubierto de una cándida ingenuidad; la forma de sugerir como válido el crecimiento Universal, planetario, galáctico, molecular, trascendente, infinitesimal, etc; que utiliza la especie humana para designar lo grandioso que aparece ante nuestros ojos; y lo que se esconde quizás con deliberación; de este colosal firmamento que nos rodea y somos parte de él, al unísono. 

Esta inmensa magia existencial diversificada en todo tipo de experiencias vivenciales, infinita, con un grado de perfección que intriga al más indiferente;la hemos resumido los seres humanos, en dos grandes vertientes (para colmo "aparentemente"contrapuestas), que intentan explicar de forma "categórica"; esta maravilla que llamamos Vida y Universo. Veamos a continuación a grandes rasgos en que consisten estos argumentos:

Vida y Universo

1- Teoría Creacionista.
A partir de este concepto <creacionista>, se concibe un Dios, como el Arquitecto supremo de la Creación, donde recae la concepción creativa de todo el entramado Universal que conocemos y que no conocemos, los planetas, la vida, los seres, las estaciones, etc.
Tal como expliqué en la primera entrega de mi saga <Creer para ver. 1> (y que si lo prefieren pueden leer pulsando aqui);la humanidad está reunida alrededor de diferentes religiones encabezadas en apariencia por distintos Dioses; sin enumerar las variaciones de sectas, religiones "sin denominación", "religiones llamadas "científicas" y un enorme abanico de creencias que engloba la percepción de la Creación que vemos y que no vemos, en la experiencia física de Tercera Dimensión que experimentamos (por ejemplo ángeles, arcángeles, zerafines, etc)
En realidad y con todo respeto, este argumento creacionista está sujeto al pensamiento, con esto quiero decir que aparece nuevamente la encrucijada de <crealo o no lo crea> de tal manera, cada religión se apropia del llamado <Único Dios> o <Dios Verdadero> o <Iluminado>, en virtud de la Creencia que profesa.

2- Teoría de la Selección Natural. 
Por su parte la idea o "teoría" que plantea la "Ciencia" (al menos hasta nuestros días se imparte en las escuelas públicas en general como la correcta) explica a grandes rasgos que después de un cúmulo de años los distintos componentes que se originaron en el planeta Tierra (gases, sustancias , etc) se fueron complementando unas con otras ( no es textual lo que digo aquí solo se trata de una explicación sencilla ) y dieron lugar a las primeras células (Los coacervados) .Esta teoría del Científico Opari, biólogo y bioquímico soviético; intenta apuntalar la Teoría de Selección Natural del no menos célebre Charles Darwin, que plantea que unos animales provienen o surgen de los otros en un árbol evolutivo enorme; de posibilidades.

En realidad y con todo respeto estas hipótesis conciben la vida partiendo del azar, pero un azar venturoso y acertadisimo que lleva (por ejemplo) el átomo del gato al gato y el átomo de la lechuga a la lechuga. Visto esto con un poquito de humor este azar es complejo de demostrar .

Seguiré en mi tercera entrega estas reflexiones con mucho cariño para compartirlas con todos ustedes queridos amigos y amigas. Recabo que como siempre accedan a mi artículo como es natural en función de sus propias creencias, experiencias y percepciones.

Gracias por leer mi reflexión que CONTINUARA...
Marta Peña


Entradas populares